Post a Comment Print Share on Facebook

Islandia bajo amenaza de gran erupción volcánica

En la Oficina Meteorológica de Islandia (OMI), los días han sido “muy” largos últimamente.

- 5 reads.

Islandia bajo amenaza de gran erupción volcánica

En la Oficina Meteorológica de Islandia (OMI), los días han sido “muy” largos últimamente. "Empiezan con una reunión del consejo científico que analiza los datos más recientes y acuerda lo que debe hacerse público", afirma Sara Barsotti, coordinadora de riesgos volcánicos de la agencia. Se publican actualizaciones varias veces al día para intentar informar mejor a la población, que vive en una angustiosa incertidumbre desde hace varios días.

La tarde del viernes 10 de noviembre se declaró el estado de emergencia en la península de Reykjanes, en el suroeste de la isla. Al día siguiente, al amanecer, los 3.700 habitantes de Grindavik, a 40 kilómetros en línea recta de la capital, Reikiavik, tuvieron que evacuar de forma desastrosa la ciudad portuaria. No les queda otra opción: bajo sus pies, ríos de magma a alta presión provocan incesantes terremotos, levantan carreteras y agrietan edificios, señales de advertencia de una erupción volcánica potencialmente importante. "La actividad sísmica actual es, con diferencia, la más intensa en la península de Reykjanes desde el inicio de los registros instrumentales", admite la OMI, que ha registrado nada menos que 32.000 temblores desde el 26 de octubre, entre ellos una treintena de magnitud 4.

La fuente de este magma se encuentra probablemente a 6 kilómetros de profundidad, explica Magnus Tumi Gudmundsson, profesor de geofísica de la Universidad de Islandia. “Durante el evento que comenzó el viernes, la corteza terrestre se desgarró entre 10 y 12 kilómetros de largo y el magma llenó el vacío muy rápidamente. Se elevó a 800 metros de la superficie. » Esta falla marca actualmente el suroeste de la isla a lo largo de unos quince kilómetros. “El viernes, la velocidad del magma que se precipitó hacia esta fisura fue excepcional, cientos de veces mayor que la observada en los últimos años alrededor del cercano volcán Fagradalsfjall”, precisa Sara Barsotti.

Tras un fin de semana de pánico, los temblores se han calmado un poco; pero el riesgo de una erupción en las próximas horas o días sigue siendo "significativo". “Es difícil decir cómo evolucionará la situación, porque se trata de un proceso complejo que afecta a una zona muy extensa y que sin duda conecta varios sistemas volcánicos”, señala el coordinador de la OMI. Debes saber que no podemos ver lo que está sucediendo, solo podemos interpretar datos y dibujar la trayectoria potencial del magma mediante modelado. »

Islandia, situada en el encuentro de las placas tectónicas euroasiática y norteamericana, no es, evidentemente, nueva en esto: la isla tiene nada menos que 33 sistemas volcánicos activos, y el mundo entero recuerda la monstruosa erupción del Eyjafjallajökull en 2010, que trastornó tráfico aéreo y provocó la cancelación de 100.000 vuelos.

Como recuerda Magnus Tumi Gudmundsson, la mayoría de las erupciones en la isla están precedidas por un intenso enjambre de terremotos que pueden durar varios días y que corresponden al magma que se abre camino hacia la superficie durante el "rifting", cuando la corteza se rompe bajo el efecto de las fuerzas que empujan la placa norteamericana alejándola de la placa euroasiática. “Pero puede ser que el magma no llegue a la superficie, que quede atrapado y acabe enfriándose”, sugiere el investigador. En este caso no habría sarpullido. La otra posibilidad es que el magma se filtre a la superficie: entonces podríamos asistir a una erupción similar a las que vivimos en 2021, 2022 y 2023 en la zona. La velocidad con la que el magma ha salido a la superficie en los últimos días también se explica por las innumerables grietas provocadas por estas erupciones anteriores. Para él, en cualquier caso, el peor escenario sería "una erupción que crearía un campo de lava que engulliría toda la ciudad de Grindavik" y dañaría la cercana central geotérmica de Svartsengi, que produce agua caliente y electricidad para unas 30.000 personas (martes). las autoridades también se preparaban para rodearlo con murallas defensivas).

Lea también ¿Una erupción volcánica libera más CO2 que toda la humanidad?

En la Oficina Meteorológica de Islandia observamos que al norte de Grindavik el suelo se ha movido verticalmente más de un metro. Y según los modelos, es a este nivel de la grieta donde el magma presurizado podría encontrar un camino hacia la superficie. Pero "dado el nivel de incertidumbre", no se descarta ningún escenario por el momento: ni el de una erupción a varios kilómetros de la falla, ni el de varias erupciones en esta misma línea. Ni siquiera la posibilidad de una erupción submarina, ya que la fisura se extiende hasta dos kilómetros mar adentro. “La erupción sería entonces explosiva, debido a la interacción entre agua y magma, y ​​su peligrosidad dependería de múltiples factores”, advierte Sara Barsotti. Ciertamente esto es menos probable, pero en este caso podríamos esperar columnas de humo de más de 15 km de altura. » En cuanto a los rumores apocalípticos que circulan en las redes sociales según los cuales una erupción submarina “liberaría a la atmósfera más dióxido de carbono del que emiten todos los seres humanos en un año”, Magnus Tumi Gudmundsson los considera “completamente absurdos”. “Según una estimación del Servicio Geológico de Estados Unidos, la actividad humana (industria, aeronáutica, agricultura, etc.) emite aproximadamente 130 veces más CO2 que la actividad de todos los volcanes del mundo”, recuerda. Por lo tanto, la actividad volcánica juega un papel muy secundario en esta zona. »

Los habitantes de Grindavik, alojados en casas de familiares o en centros de emergencia, no saben dónde ni cuándo se producirá la erupción. ¿En las próximas horas? Los próximos días ? Hace dos años, la explosión de Fagradalsfjall comenzó varias semanas después de los primeros temblores del suelo. Como señala la OMI en su sitio, estos ciclos de intensa actividad volcánica ocurren cada 800 a 1000 años en la región (el último data del siglo XIII) y el iniciado en los últimos años podría durar décadas.

“Las evacuaciones no son raras en el país, pero se refieren principalmente a riesgos ocasionales de avalanchas”, relata Sara Barsotti. En Grindavik, la gente ha tenido que abandonar sus hogares sin saber cuándo -o incluso si- podrán regresar. » El lunes, los habitantes de la pequeña ciudad portuaria pudieron regresar a sus casas durante unos minutos para recoger sus pertenencias, bajo la estricta vigilancia de las autoridades. “Yo estuve aquí para vaciar mi casa lo máximo posible y llevarme lo imprescindible. Algo para los niños, regalos de Navidad”, dijo a la AFP Johannes Dadi Johannesson, de 34 años. "Estamos un poco desesperados, un poco paralizados y tristes, de hecho", declaró Hans Wierer, otro residente de Grindavik. Cuando pensamos en el tiempo y la energía que dedicamos a construir nuestra casa, es triste. »

Avatar
Your Name
Post a Comment
Characters Left:
Your comment has been forwarded to the administrator for approval.×
Warning! Will constitute a criminal offense, illegal, threatening, offensive, insulting and swearing, derogatory, defamatory, vulgar, pornographic, indecent, personality rights, damaging or similar nature in the nature of all kinds of financial content, legal, criminal and administrative responsibility for the content of the sender member / members are belong.