Post a Comment Print Share on Facebook

Kerviel, Elf, Cahuzac...: los 5 grandes casos del juez Renaud Van Ruymbeke

Renaud Van Ruymbeke pasó veinte años “explorando los circuitos opacos de los paraísos fiscales”, como le gustaba decir.

- 5 reads.

Kerviel, Elf, Cahuzac...: los 5 grandes casos del juez Renaud Van Ruymbeke

Renaud Van Ruymbeke pasó veinte años “explorando los circuitos opacos de los paraísos fiscales”, como le gustaba decir. El ex juez de instrucción, que a lo largo de los años se convirtió en uno de los magistrados más famosos de Francia, falleció a la edad de 71 años, anunció el viernes Eric Dupond-Moretti. Se distinguió en los asuntos de Urba, Ferrand y Balkany, convirtiéndose en una figura emblemática en la lucha contra la corrupción. Le Figaro repasa cinco grandes casos investigados por el hombre que se jubiló en 2019.

Renaud Van Ruymbeke encabezó uno de los mayores escándalos financieros de la historia judicial francesa, centrado en la malversación de fondos entre 1989 y 1993. El asunto estalló al año siguiente, a través de una investigación de la Comisión de Bolsa y Valores (actual Autoridad de los Mercados Financieros (AMF). ), sobre la financiación de la empresa textil Bidermann, por parte del grupo petrolero Elf, entre 1989 y 1993.

Se dio cuenta de este asunto en el año 2000, cuando descubrió los treinta volúmenes de este asunto de Estado. Este asunto se convierte en el caso más grande de su carrera debido al vasto sistema de corrupción. Allí descubrió que sus directivos habían robado a la petrolera pública francesa más de 305 millones de euros, pero la opinión pública también quedó conmocionada por las sospechas de financiación política y el impacto diplomático.

En este caso, los principales directivos de la empresa estatal fueron finalmente condenados tras múltiples apelaciones.

El mayor error de su brillante carrera. Renaud Van Ruymbeke se vio manipulado en 2004 por un informante en el caso Clearstream. Ya han pasado tres años desde que el periodista Denis Robert escribió su libro Révélations, que trata del blanqueo de dinero practicado por los círculos políticos y financieros en Luxemburgo, a través del banco Clearstream.

Totalmente obsesionado con este asunto, el magistrado cometió sin embargo una imprudencia al recibir de manos del “cuervo”, Jean-Louis Gergorin, las listas manipuladas que implicaban en particular a Nicolas Sarkozy. Todo fuera de un estricto marco judicial. El expresidente de la República (2007-2012) dice estar escandalizado al ver a un juez “aliarse” con los manipuladores. “Fui manipulado, me ocultaron cosas, me dije: ¿por qué me involucré en esta historia?”, dijo Renaud Van Ruymbeke a France Culture en 2021.

Durante seis años, Renaud Van Ruymbeke estuvo amenazado por un procedimiento disciplinario en el Consejo Superior del Poder Judicial. Sale blanco, pero marcado.

Renaud van Ruymbeke dirigió una investigación sobre el pago de posibles sobornos durante la venta de seis fragatas francesas en 1991 a la marina taiwanesa por parte de Thomson-CSF (actualmente Thales), por un importe de 2.800 millones de dólares. En junio de 2001, se abrió una investigación judicial por "malversación de activos empresariales y recepción de bienes robados", tras el descubrimiento y bloqueo por la justicia suiza de 520 millones de dólares en las cuentas de un empresario, intermediario en la transacción de fragatas. Con el juez Xaviere Simeoni, Renaud van Ruymbeke busca identificar a los beneficiarios de estas retrocomisiones en Francia.

Pero las diversas investigaciones y comisiones rogatorias internacionales chocaron con el secreto de defensa que les oponen los gobiernos de izquierda y de derecha. Finalmente emitió un despido general. “Las fragatas de Taiwán son mi mayor fracaso. No pude completar esta investigación”, dijo a France Culture.

Todo empezó con un anuncio de Société Générale el 24 de enero de 2008: el banco perdió 4.900 millones de euros en un día. La culpa recae en un hombre, Jérôme Kerviel, un joven operador de mercado de unos treinta años. En sus declaraciones públicas, el banco explica que el empleado invirtió de manera fraudulenta hasta 50 mil millones de euros en los mercados financieros. Al observar una serie de reveses, el banco vendió opciones por valor de 60 mil millones de euros y registró pérdidas de 6,3 mil millones de euros. Jérôme Kerviel está acusado de “tentativa de fraude”, “falsificación y uso de falsificación”, “abuso de confianza” e “introducción en un sistema informático para el tratamiento automatizado de datos informáticos”

Jérôme Kerviel tiene esperanzas cuando descubre que el juez Renaud Van Ruymbeke se hace cargo del caso. En numerosos escritos, el joven comerciante caído aparecía como un admirador incondicional del juez de instrucción. "Yo era como un niño delante de Zidane", dijo. Después de un comienzo prometedor, los dos se enojaron a medida que avanzaba la instrucción. Kerviel criticó al juez por su falta de comprensión del caso, Renaud Van Ruymbeke criticó la falta de cooperación del acusado.

La sentencia cayó el 5 de octubre de 2010. Jérôme Kerviel fue condenado por “abuso de confianza, introducción fraudulenta de datos en un sistema automatizado y falsificación y uso de falsificación” a cinco años de prisión, dos de ellos suspendidos. La opinión pública está marcada por el reembolso de los daños causados, es decir, 4.900 millones de euros a Société Générale.

Leer tambiénKerviel adoró y luego despreció al juez Van Ruymbeke

En 2013 se presentó como garante de la lucha contra la evasión fiscal: Jérôme Cahuzac, ministro de Presupuesto en 2013 con François Hollande, niega "cara a cara" ante los diputados que tenga una cuenta no declarada en Suiza, según revelaciones en la prensa en 2012. Pero el frenesí mediático empuja al funcionario electo a dimitir ante las acusaciones condenatorias.

Se designa a los jueces Roger Le Loire y Renaud Van Ruymbeke para dirigir la investigación. No fue una coincidencia: ambos son reconocidos como “grandes nombres” en justicia financiera, y el segundo nombrado conoce en profundidad a sus colegas magistrados suizos para facilitar sus investigaciones.

El exministro de Presupuestos fue finalmente condenado en 2018 por fraude fiscal a cuatro años de prisión, dos de los cuales en suspensión de pagos, y cinco años de inhabilitación. Este asunto parecía haber puesto fin a la carrera política del ex ministro de 71 años, pero intentó regresar el 23 de noviembre de 2023, en Monsempron-Libos (Lot y Garona), cerca de su bastión de Villeneuve. -sur-Lot.

Avatar
Your Name
Post a Comment
Characters Left:
Your comment has been forwarded to the administrator for approval.×
Warning! Will constitute a criminal offense, illegal, threatening, offensive, insulting and swearing, derogatory, defamatory, vulgar, pornographic, indecent, personality rights, damaging or similar nature in the nature of all kinds of financial content, legal, criminal and administrative responsibility for the content of the sender member / members are belong.