Post a Comment Print Share on Facebook

Georgia: miles de personas se manifiestan contra la ley sobre “influencia extranjera”

Varios miles de manifestantes salieron a las calles el sábado por la tarde en Tiflis, Georgia, para protestar una vez más contra el controvertido proyecto de ley sobre la "influencia extranjera", deseado por el gobierno pero criticado por Estados Unidos y la Unión Europea.

- 3 reads.

Georgia: miles de personas se manifiestan contra la ley sobre “influencia extranjera”

Varios miles de manifestantes salieron a las calles el sábado por la tarde en Tiflis, Georgia, para protestar una vez más contra el controvertido proyecto de ley sobre la "influencia extranjera", deseado por el gobierno pero criticado por Estados Unidos y la Unión Europea.

En la multitud, que se reunió en la Plaza de Europa, los manifestantes exhibieron las banderas de Georgia y de la Unión Europea, a la que Tiflis dice querer unirse, a pesar de este texto que sus detractores consideran similar a la legislación rusa utilizada contra la "oposición".

"¡Georgia! ¡Georgia!”, corearon los numerosos manifestantes que marcharon a lo largo del río Koura, a pesar de las fuertes lluvias, constató un periodista de la AFP. Entre los presentes, Mariam Meunargia afirmó haber venido para demostrar que su país “simplemente quiere formar parte de la sociedad europea”. "Estamos protegiendo nuestro futuro europeo", quiere creer.

Georgia, un pequeño país del Cáucaso, se ha visto afectada por protestas antigubernamentales desde principios de abril después de que el partido gobernante Sueño Georgiano reintrodujera un proyecto de ley visto como un obstáculo para las aspiraciones de Tbilisi de unirse a la UE. Porque este texto se inspira en la legislación rusa utilizada desde hace varios años por el Kremlin para reprimir las voces disidentes. El proyecto de ley aún debe pasar muy pronto su tercera lectura en el Parlamento y se espera que la presidenta Salomé Zourabichvili, en conflicto con el partido gobernante, lo vete. El Sueño Georgiano, sin embargo, tiene suficientes votos para poder anularlo.

En el centro de la ciudad de Tbilisi, una multitud impresionante se reunió después del anochecer para mostrar su oposición, ya que ese mismo día se había instalado una gran fuerza policial. “¡No a la ley rusa!”, “No a la dictadura rusa”, gritaron los manifestantes. Con la bandera ucraniana a la espalda, Victoria Sarjveladzé, de 46 años, dice que está allí porque su marido lucha en el frente contra el ejército ruso. “Ambos luchamos contra Rusia”, resume. "No necesitamos regresar a la Unión Soviética", denuncia Lela Tsiklauri, profesora georgiana de 38 años, advirtiendo que "todo empeorará en nuestro país si se aprueba esta ley".

En los últimos días, muchos activistas que trabajan para ONG y otros grupos de derechos humanos han dicho haber recibido amenazas por teléfono. El sábado, la activista feminista Baia Pataraia mostró a la AFP unas pintadas de color naranja en la puerta de su casa y en el interior de su edificio, donde se podía leer "lesbiana consumidora de subsidios". "Es para aterrorizarnos", criticó dentro de su apartamento, diciendo que no estaba sorprendida por tales provocaciones pero que aún así estaba decidida a participar en la gran reunión de la noche.

Si se aprueba la controvertida ley, exigirá que cualquier ONG u organización de medios que reciba más del 20% de su financiación del extranjero se registre como una "organización que persigue los intereses de una potencia extranjera". El Gobierno asegura por su parte que esta medida pretende obligar a las organizaciones a demostrar una mayor "transparencia" en cuanto a su financiación.

La ley sobre “influencia extranjera” fue presentada por primera vez por el Sueño Georgiano en 2023, pero las protestas masivas ya habían obligado al gobierno a archivarla. Su regreso, a principios de abril, provocó la sorpresa y la ira de muchos georgianos. Estos disturbios se producen unos meses antes de las elecciones legislativas de octubre, consideradas una prueba importante para la democracia en esta ex república soviética acostumbrada a las crisis políticas.

En diciembre de 2023, la UE otorgó a Georgia el estatus de candidato oficial, pero dijo que Tbilisi debería llevar a cabo reformas en sus sistemas judicial y electoral, aumentar la libertad de prensa y limitar el poder de los oligarcas antes de que se inicien oficialmente las negociaciones de membresía.

Avatar
Your Name
Post a Comment
Characters Left:
Your comment has been forwarded to the administrator for approval.×
Warning! Will constitute a criminal offense, illegal, threatening, offensive, insulting and swearing, derogatory, defamatory, vulgar, pornographic, indecent, personality rights, damaging or similar nature in the nature of all kinds of financial content, legal, criminal and administrative responsibility for the content of the sender member / members are belong.